Jesuitas España

La familia en el centro

Hace unas semanas al concluir el Europeo de baloncesto, se presentaba el quinteto ideal. Las cámaras captaron una imagen que da cuenta de su grandeza, deportividad y espíritu de familia. Pau Gasol ayudaba a caminar a Luka Doncic, con un esguince de tobillo, ganador del Eurobasket y del equipo que había apeado a España del oro. Ambos, Pau y Luka, iban abrazados mientras conversaban. Un paso más atrás, el MVP Goran Dragic y Bogdan Bogdanovic, vencedor y vencido en la final, conversaban también fundidos en otro abrazo.

Gasol es bien conocido por su deportividad y espíritu de equipo, especialmente con la selección. También en el Europeo cumplía 200 partidos como internacional y comentaba agradecido: "Ha sido un viaje muy bonito de vivir, y espero que siga... Siempre ha sido un placer formar parte de esta familia". Familia, esa es una de las claves del éxito de nuestra selección en los últimos tiempos. La familia también ha sido un elemento clave para las entidades de menores del sector de apostolado social. En los últimos años nos hemos dado cuenta de que no podemos acompañar a los chavales sin contar con las familias. Entonces, ¿Qué hacer? ¿Qué podemos aprender los unos de los otras en este trabajo con familias?

Desde sus orígenes, la Compañía de Jesús ha dedicado un esfuerzo prioritario a la infancia a través de su cuidado directo en casas de acogida o a través de la educación, primero en las calles y luego creando escuelas y otras iniciativas. Reconocemos que, sólo creando sujetos sólidos con familias unidas, restauradas o recreadas, podremos responder de una forma integral. Igual que la selección de baloncesto sin el espíritu de familia pierde mucho valor, así el contexto familiar en el que el menor vive goza de gran importancia en su desarrollo y bienestar. ¿Cómo acoger, acompañar y realizar un trabajo grupal con las familias? ¿Y qué ocurre cuando la familia está ausente?

Es importante caer en la cuenta de que cada familia es única, por lo que es fundamental adaptar nuestra intervención de forma individualizada. La familia tiene la capacidad de identificar sus propias necesidades, prioridades y fortalezas; y posee habilidades para enfrentarse a las dificultades y poder superarlas con éxito. Todo este importante trabajo, acompañado por expertos, ha dado lugar a unas guías de trabajo con familias que hoy son un fruto maduro que nos anima y que nos pone en camino.

Gasol, la selección española y la Compañía de Jesús en su trabajo con menores y jóvenes en riesgo de exclusión social, lo tienen claro: Hay mucho que tenemos que aprender de las familias, como origen de nuestra vida y como horizonte de futuro.  

0
0
0
s2sdefault